El Valle del Jerte es un entorno rural ideal para viajar con niños. Ofrece infinidad de recursos naturales para la practica de deportes al aire libre. También un enclave de excepción para que los más pequeños entren en contacto con la naturaleza. Disfruten de bosques y animales. Y recojan frutos de otoño y verano, como cerezas o setas. Os recomendamos algunas paradas clave para disfrutar con vuestros peques de la comarca.

Piscinas naturales y gargantas

Muchos de los paisajes del Valle del Jerte, también conocido como el valle del agua, se configuran en torno a distintas corrientes. Sus piscinas naturales, gargantas y cascadas son de gran belleza. Y ofrecen entornos únicos y zonas de baño ideales para disfrutar con los más pequeños.
Merecen una especial mención la cascada del Caozo, la más caudalosa y con una pasarela que facilita el acceso, o la de La Puria. Y, por supuesto, Garganta de los Infiernos con su zona de baño Los Pilones. También merecen una visita las gargantas de Bohonal o Nogaledas, también con su cascada.

Además, el Valle del Jerte cuenta con una larga lista de piscinas naturales a lo largo del curso del río Jerte para darse un chapuzón.

Observación aves

Otra de las posibilidades que ofrece el Valle del Jerte a la hora de realizar una excursión con niños es la observación de aves. Existen diferentes puntos de interés ornitológico e incluso se pueden realizar excursiones guiadas.

En bici, a caballo, andando o en 4×4

El Valle del Jerte cuenta con más de 18 rutas de senderismo homologadas. Muchas de ellas son ideales para su disfrute con niños. Podrán contemplar unos paisajes excepcionales en plena naturaleza. Sin embargo, esta no es la única forma de visitar el Valle del Jerte con niños. Existen diferentes picaderos que invitan a conocer la comarca a caballo. También rutas de bicicleta de montaña ya establecidas. E incluso es posible realizar excursiones en 4×4 por esta zona de montaña del norte de Cáceres.

Centros de interpretación

El Valle del Jerte cuenta con distintos centros de interpretación, ideales para que los niños se familiaricen con distintos aspectos naturales. La propia Reserva Natural de la Garganta de los Infiernos cuenta con su centro de interpretación. En él, se pueden conocer mejor las características de la fauna y la flora del lugar.

La comarca también acoge el Centro de Reproducción de Salmónidos. Una piscifactoría en la que los más pequeños pueden aprender sobre las especies animales del río Jerte.

El Centro de Interpretación del Agua, el Museo de la Cereza o el Centro de atención al visitante de Jarramplas, sobre la tradicional fiesta popular, son otros de los lugares donde las familias que visitan el Valle del Jerte pueden conocer mejor el entorno.

Otras actividades para los más pequeños

A lo largo del año el Valle del Jerte acoge distintas celebraciones, como el Cerezo en Flor, la Cerecera, la Otoñada, etc. Todas llegan cargadas de actividades para los más pequeños, desde juegos y animación de calles hasta actividades concretas y concursos. En la zona, también existen diversos parques con juegos y tirolinas para animar la estancia en el Valle del Jerte.

google-site-verification=3VgS77SlnRVi9TEYQ-5djZtZbrQCHNi_T33at7DnoUI google-site-verification: google2e614e24d00626ec.html