cerezas con aguardiente

Las cerezas en aguardiente son ya un producto que puede encontrarse en puntos de venta bajo marca comercial. También el aguardiente y el licor de cerezas del Valle del Jerte, que fabrica la Agrupación de Cooperativas del Valle del Jerte, una de las empresas inscritas en la Denominación de Origen Cereza del Jerte. Sin embargo, también podemos preparar cerezas en aguardiente de manera casera, para preservar la fruta para el invierno.

La receta es muy sencilla. Y si empleáis picotas del Jerte, no tendréis que desrabarlas. Ya que, como sabéis, es un tipo de cereza que se comercializa sin pedúnculo. Este queda prendido en el árbol de forma natural durante la recolección. Además, la picota del Jerte es una cereza más dura y pequeña, que responde mejor a este tipo de preparación.

Preparar cerezas en aguardiente es un proceso rápido. Tan solo necesitaréis unos minutos y podéis aprovechar el excedente de cerezas si podéis comer todas las que habéis comprado. O si, simplemente, queréis conservarlas para disfrutarlas fuera de temporada.

Aquí tenéis la receta:

 

INGREDIENTES

1 kg de cerezas tipo Picota del Jerte

250 g de azúcar

1 litro de agua

1 rama de canela

 

ELABORACIÓN

Antes de empezar, debéis preparar tarros de vidrio de sellado hermético y esterilizarlos. Podéis reutilizar, por ejemplo, los de mermelada.

El primer paso es disolver el azúcar en el aguardiente.

Las cerezas se lavan, deshuesan y cortan a la mitad. También es conveniente secarlas y, si no son picotas del Jerte, hay que desrabarlas.

A continuación, se colocan en el bote o recipiente que vayamos a utilizar y se cubren con el preparado de aguardiente y la canela. Se cierran y se dejan macerar un mínimo de dos meses.

 

Aperitivo, postre y otros trucos para tus cerezas en aguardiente

Las cerezas en aguardiente suelen degustarse para terminar una comida. En el Valle del Jerte acompañadas de sus afamados licores y aguardiente de cerezas. O también antes de empezarla.

En cuanto a la elaboración del producto, hay que señalar que existen otras variantes. Sobre todo, en lo que se refiere a la aromatización. Por ejemplo, puede añadirse a la mezcla anís estrellado. Y, en algunas recetas, varía también la proporción de cerezas, aguardiente y azúcar. Por ejemplo, en esta de Directo al paladar. O en esta de La Cocina de Fabrisa, que emplea orujo gallego y cerezas con rabo.

Como aguardiente, para potenciar el sabor de la mezcla, os recomendamos utilizar el Kirsch del Valle del Jerte que es en sí mismo un aguardiente elaborado con cerezas.

¡A disfrutar!

google-site-verification=3VgS77SlnRVi9TEYQ-5djZtZbrQCHNi_T33at7DnoUI google-site-verification: google2e614e24d00626ec.html