agricultura sostenible. Cerezo

La producción de cerezas en el Valle del Jerte se lleva a cabo, desde hace más de doscientos años, en pequeñas explotaciones familiares, de modo tradicional. Actualmente, existen plantaciones de producción ecológica y convencional. Y la comarca avanza hacia la sostenibilidad, en busca de una agricultura sostenible, también en el cultivo del cerezo.

 

Recientemente, el grupo operativo Go Cereza, en el que participa la Denominación de Origen Cereza del Jerte, ha puesto en marcha una plataforma de formación para agricultores. El objetivo es impulsar la innovación y mejora de la calidad de la cereza en las comarcas del Valle del Jerte, La Vera, El Ambroz, Las Hurdes y Villuercas-Ibores-Jara. En ella puede seguirse un curso – abierto a cualquier persona- sobre buenas prácticas en el cultivo del cerezo. Uno de los módulos habla de sostenibilidad. Contiene un vídeo que puede verse en el enlace, simplemente registrándose en la plataforma.

 

Características de una agricultura sostenible

Son varias las características que hacen que una producción se considere sostenible. Pueden resumirse en uso de abonos y fitosanitarios naturales; conservación de la biodiversidad y optar por cultivos ecológicos. Es importante, igualmente, el uso responsable del agua, ya que la agricultura consume el 70% del agua a nivel mundial.

En este sentido, en el Valle del Jerte las comunidades de regantes ayudan a hacer un uso apropiado de este recurso. También es importante el buen manejo de técnicas como las podas de verano o el riego deficitario.

Por otra parte, hay que tener en cuenta también la calidad del agua, asumiendo que plaguicidas y nitratos influyen en la contaminación de las aguas subterráneas. De ahí la necesidad de alternativas.

La apuesta por una agricultura sostenible en el cultivo del cerezo tiene por objetivo mitigar los riesgos asociados al cambio climático. Los más visibles para el agricultor tienen que ver con la aparición de nuevas plagas y parásitos, o que los efectos de sequías e inundaciones.

En Extremadura, como en otras regiones, los expertos consideran que el cambio climático tendrá un impacto en diferentes áreas. Por ejemplo,  aumentarán las temperaturas, se alargarán los veranos y se desplazarán los inviernos. También estiman una reducción de hasta el 50% en las precipitaciones.

Para conocer más sobre buenas prácticas para una agricultura sostenible, te recomendamos que realices el curso de Go Cereza o, en particular, en módulo de sosteniblidad.

google-site-verification=3VgS77SlnRVi9TEYQ-5djZtZbrQCHNi_T33at7DnoUI google-site-verification: google2e614e24d00626ec.html