Antioxidante y regeneradora. La Picota del Jerte te ayuda a cuidar tu piel en verano

Cuidar tu piel en verano es una de nuestras preocupaciones. Estamos más expuestos al sol, con sus beneficios y perjuicios. Por otra parte, el verano es la mejor época para disfrutar y aprovechar tanto del sabor como las múltiples propiedades de las cerezas. Además de ser una de las frutas más hidratantes de esta temporada y de ser baja en calorías, la cereza también se ocupa de cuidar tu piel en verano. Ármate de cerezas durante estos meses para luchar contra los factores que dañan tu piel.

De entre las propiedades de las cerezas, destaca su capacidad antioxidante, que retrasa la oxidación de las moléculas y que también le confiere ese color rojo a la cereza. Los antioxidantes te ayudan a cuidar tu piel en verano, ya que disminuyen el deterioro de la piel por el efecto de los rayos de sol.

Por su parte, el alto contenido de las cerezas de vitamina C, uno de los principales antioxidantes, permite frenar el envejecimiento de la piel y la aparición de manchas provocadas por los rayos ultravioleta (UV) en el verano. Del mismo modo, estimula la producción de colágeno, ayudando a cicatrizar las heridas y manteniendo tu piel más tersa. Este nutriente también ayuda a combatir las quemaduras del sol. Por eso,  si vas a tomar el sol, no olvides llevar protector solar y un puñado de picotas frescas en tu neverita de playa.

Las Picotas del Jerte también contienen vitamina A, esencial para el buen estado de la piel y de las mucosas, y un remedio perfecto contra el acné.

Por su parte, los betacarotenos de las cerezas ayudan igualmente a cuidar tu piel en verano, ya que actúan también como antioxidantes y regeneradores y protegen de la radiación solar. Si estás en plena operación bikini, recuerda que las cerezas también son anticelulíticas, ya que estimulan la circulación de la sangre, previenen la acumulación de grasas en las células y eliminan las toxinas del organismo. ¿Qué más le puedes pedir a una fruta este verano?

Tratamientos picotudos para cuidar tu piel en verano

Aparte de comer una buena ración diaria, aprovechando que las picotas del Jete están de temporada, también te animamos a cuidar tu piel con cerezas a través de diferentes tratamientos. En el blog de Vanitas Espai recomiendan una mascarilla facial de cerezas que se puede preparar en casa.

Para conocer los beneficios de los que te hablamos, solo necesitas 8 cerezas, 1 cucharada de azúcar moreno y unas gotas de aceite de oliva.

Si lo que quieres es hidratar y dar luminosidad a tu cara, en Fucsia te proponen dos remedios caseros a base de cerezas para cuidar tu piel en verano. Y, en Cosas de Belleza, te recomiendan una pasta de puré de cerezas para disolver las células muertas y suavizar la piel, y un zumo de cereza para aclarar la piel y limpiar las manchas oscuras. Atrévete con las picotas este verano y presume de piel sana.

Mitos sobre las cerezas. ¡Y realidades!

Existen muchos mitos sobre la cereza. En esta entrada nos proponemos contaros algunas realidades sobre los beneficios de una fruta tan saludable como esta. Os recordamos que la cereza es antioxidante, antiinflamatoria, buena para el corazón y la circulación, digestiva e incluso ayuda a conciliar el sueño. Sin embargo, también existen muchas falsas creencias en torno a las propiedades de la fruta.

¿Las cerezas engordan?
Este es quizás el mito sobre las cerezas más extendido. Al contrario de lo que se piensa, las cerezas no engordan, sino que son bajas en calorías. Pese a su sabor dulce, el aporte calórico de esta fruta no es muy superior al de las manzanas o las peras. La asociación de su sabor dulce con una gran cantidad de azúcar, ha provocado que durante décadas las cerezas fuesen desaconsejadas para las personas que padecían diabetes. Hoy en día, los médicos no las restringen.

¿Las cerezas dañan el esmalte de tus dientes?
Los frutos silvestres, las cerezas, el café, el té, el vino tinto, la salsa de tomate, la remolacha… Todos estos son alimentos de los que se piensa que dañan el esmalte de los dientes. No es así, simplemente influyen en su coloración. Cuanto más poroso es el esmalte, más se adhieren a él los pigmentos oscuros de algunos alimentos. Por el contrario, hay otros alimentos que mantienen los dientes blancos, como la manzana, la zanahoria, la lechuga o el queso. Como siempre, el equilibrio, es la mejor norma a seguir.

¿Se puede beber agua después de comer cerezas?
Otro de los mitos sobre las cerezas es que no debes beber agua después de comelas, pues dificulta la digestión. Pues bien, esto resulta ser otra falsa creencia, que asocia el empacho de cerezas con su difícil digestión. Beber agua después de cualquier comida acelera la digestión y, como consecuencia, si después de darte un atracón de cerezas, bebes agua, puede que tengas que ir rápido al baño.

¿Son malas para el intestino?
Entre las propiedades de las cerezas destaca que es una fruta muy digestiva y que regula el tránsito intestinal, ya que tiene propiedades laxantes. Además de sus propiedades antioxidantes, también ayudan a regular el colesterol y el ácido úrico. Sin embargo, las cerezas pueden ser perjudiciales para las personas que padecen de colon irritable debido a su alto contenido en fructosa y la asociación de esta enfermedad, en algunos casos, con la mala absorción de la fructosa. Pero no, no son malas para el intestino en general. Este es otro de los mitos sobre las cerezas que carece de fundamento.

Belleza: ¿Sabías que las cerezas y picotas del Jerte te ayudan a cuidar de tu pelo y piel?

Las cerezas y picotas del Valle del Jerte constituyen un estupendo tratamiento de belleza y te ayudan a cuidar de tu piel y cabello, tanto cuando saboreas esta rica fruta, como usas productos y tratamientos que la contienen.

Antioxidantes y sales minerales
Las cerezas y picotas del Jerte, gracias a sus propiedades naturales, cuentan con un alto contenido en elementos antioxidantes y sales minerales, que favorecen la fijación del agua en las células del cuerpo. Por esta razón, las cerezas actúan como un complemento hidratante, ideal tanto para la piel como para el cabello, y tienen aplicaciones como tratamiento natural de belleza.

Además, la Cereza del Jerte protege de los radicales libres (moléculas inestables a las que estamos expuestos a diario y que dañan las membranas de las células de la piel), aportando luminosidad a la dermis, gracias a su poder antioxidante. Todos estos beneficios se ven incrementados por el alto contenido en vitaminas de la cereza, sobre todo C, B y A, que también contribuyen al cuidado de piel y cabello.

Cerezaterapia y otros rituales
La cereza del Valle del Jerte se puede aprovechar igualmente a modo de tratamiento de belleza cuando se aplica de modo externo, a través de diferentes productos. El Hotel Balneario Valle del Jerte, ubicado en Valdasitallas, cuenta, por ejemplo, con dos tratamientos basados en esta fruta, tan típica del Valle del Jerte: la Cerezaterapia y el ritual de la cereza.

Sobre la Cerezaterapia hemos hablado con anterioridad en el blog. Es un tratamiento que conjuga belleza y salud, y que consiste en aprovechar los beneficios de las cerezas del Jerte a través de peelings corporales con granos de cereza, envolturas de cereza con aceites drenantes o masajes relajantes. Estos tratamientos, además de relajar la musculatura, sirven para limpiar poros, retirar células muertas y lograr una piel tersa y revitalizada.

En el mismo centro, se realiza también el llamado “Ritual de la cereza”, que permite disfrutar no solo de los aromas y texturas de la cereza, sino también de su poder relajante, a través de un peeling, de la aplicación de una mousse corporal y de un masaje con aceites esenciales.

Cereza liofilizada
Un proyecto de investigación la Universidad de Extremadura, apoyado por la Agrupación de Cooperativas del Valle del Jerte e iniciado en 2007, permitirá llevar al mercado una línea tópico-sistémica de productos cosméticos con los principios activos de la melatonina presente en la cereza, y que incluye tanto cremas como una bebida a base de cereza liofilizada.

La investigación inicial, que pretendía llevar a cabo una caracterización nutricional y funcional de la cereza, terminó por concluir que las cerezas del Valle del Jerte presentan unos elevados índices de triptófano, serotonina y melatonina, tres elementos muy beneficiosos para el organismo y, en particular, para el sistema inmune. Este hallazgo permitió crear una patente, que se concedió en 2011 y que es la base del desarrollo comercial que la joint venture (empresa cojunta) Velvet Beauty y Marketeur International llevará al mercado con el apoyo de un empresario extremeño. Así que falta poco para contar con más productos de belleza que nos permitan cuidar nuestra piel y cuerpo a base de cerezas del Jerte.

La fibra de las cerezas y picotas te ayuda a prevenir enfermedades y cuidar la línea

recetas con cerezas

Picotas del Jerte

El consumo de cereza y picota del Jerte tiene enormes beneficios para la salud, como os hemos comentado en otras entradas, relacionadas con sus vitaminas y minerales. En esta ocasión os hablamos de otro de los componentes de esta fruta que ayudan a nuestro organismo: la fibra.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda, para aultos, una ingesta diaria de entre 25 y 35 gramos de fibra. Un puñado de cerezas, unos 100 gramos, aporta a nuestro organismo casi 2 gramos de fibra, al igual que ocurre en el caso de otras frutas, formadas en esa misma cantidad de fibra dietética, componente que se concentra fundamentalmente en la piel de la fruta.

En general, la fibra engloba todas aquellas sustancias vegetales que el aparato digestivo no puede digerir ni absorber. Son sustancias generalmente de tipo carbohidrato y que no tienen valor calórico puesto que el organismo, al no absorberlas, tampoco las metaboliza para obtener energía. Además de en las cerezas, picotas y otras frutas, la fibra está presente en cereales, legumbres, frutos secos, panes y pastas, y algunas especies.

Existen dos tipos de fibra, la insoluble, presente en el salvado de los cereales y que actúa sobre todo sobre el tránsito intestinal, y la soluble, la de las cerezas, cuyos beneficios para la salud son más amplios. Además de regular el tránsito intestinal, la fibra soluble actúa frente a niveles altos de colesterol, previene algunos tipos de cáncer y enfermedades como la diabetes o la obesidad, además de las patologías coronarias.

Además, por su contenido en fibra, las cerezas están recomendadas para las personas que se encuentren a dieta, ya que además de ayudar al tránsito intestinal , ayudan a quemar el exceso de grasas, contribuyen a la hidratación corporal y aumentan la sensación de saciedad. 

cerezas del Valle del Jerte

Comer cerezas, todo un tratamiento de belleza

 

cerezas del Valle del Jerte

Picotas del Valle del Jerte

La cereza es un fruto pequeño, pero que hace una gran aportación al organismo, incluso a nivel estético. ¿Te habías planteado alguna vez a qué equivale consumir un producto natural, sin aditivos y elaborado artesanalmente como las Cerezas y las Picotas del Jerte?

Un pulso al envejecimiento

La Cereza y Picota del Valle del Jerte son un potente antioxidante que combate el envejecimiento celular gracias a su rico contenido en flavonoides y vitaminas A y C. Y esto tiene un reflejo directo en la piel.

Un tonificante natural
Las cerezas del Jerte actúan contra la celulitis. Se debe a que tienen un importante contenido de oligoelementos: hierro, calcio, fósforo, azufre, y, sobre todo, potasio, zinc, cobre, magnesio y cobalto.

Estos componentes le confieren a este fruto importantes propiedades remineralizantes y tonificantes y favorecen la buena circulación de la sangre.

Un purificante
Los flavonoides como el potasio confieren a las cerezas del Valle del Jerte un alto poder diurético y depurativo. Esta fruta ayuda a eliminar líquidos, y por tanto a adelgazar, y atenúa la sensación de hambre.

Al contener pectina, sus ácidos naturales actúan como estimulantes de las glándulas digestivas, por lo que también tiene un efecto laxante.

Un hidratante natural
Los elementos antioxidantes y sales minerales de las picotas del Jerte ayudan a fijar el agua a las células del cuerpo, lo que convierte a este alimento en un complemento hidratante ideal par piel y cabello. También ayuda a proteger de los radicales libres, aportando luminosidad a la piel.